Actualidade

Portada » Actualidad » Noticias » Unión Europea » Política de Competencia » El Parlamento Europeo aprueba el cargador universal para móviles y otros aparatos electrónicos a partir de 2024

El Parlamento Europeo aprueba el cargador universal para móviles y otros aparatos electrónicos a partir de 2024

06/10/2022 |

— Un único tipo de cargador, beneficioso tanto para los consumidores como para el medio ambiente.

— A partir del otoño de 2024, todos los teléfonos móviles, tabletas y cámaras que se vendan en la UE tendrán que estar equipados con un puerto de carga USB tipo C.

Bruselas, 5 de octubre de 2022. A finales de 2024, todos los teléfonos móviles, tabletas y cámaras que se vendan en la UE tendrán que estar equipados con un puerto de carga USB tipo C. A partir de la primavera de 2026, la obligación se extenderá a los ordenadores portátiles. La nueva ley, aprobada por el pleno del Parlamento Europeo este martes 4 de octubre, forma parte de un esfuerzo más amplio de la UE para reducir los residuos electrónicos y capacitar a los consumidores para que tomen decisiones más sostenibles.

Con la nueva normativa, los consumidores ya no necesitarán un cargador diferente cada vez que compren un nuevo dispositivo, ya que podrán utilizar un único cargador para toda una gama de dispositivos electrónicos portátiles de pequeño y mediano tamaño.

Tras la aprobación del Parlamento, los consumidores de la UE pronto podrán utilizar una única solución de carga para sus dispositivos electrónicos.

Independientemente de su fabricante, todos los nuevos teléfonos móviles, tabletas, cámaras digitales, auriculares y cascos, consolas de videojuegos de mano y altavoces portátiles, lectores electrónicos, teclados, ratones, sistemas de navegación portátiles y ordenadores portátiles que sean recargables a través de un cable y que funcionen con un suministro de energía de hasta 100 vatios, tendrán que estar equipados con un puerto USB Tipo-C.

Todos los dispositivos compatibles con la carga rápida tendrán ahora la misma velocidad de carga, lo que permitirá a los usuarios cargar sus dispositivos a la misma velocidad con cualquier cargador compatible.

Fomentar la innovación tecnológica

A medida que la carga inalámbrica se vaya imponiendo, la Comisión Europea tendrá que armonizar los requisitos de interoperabilidad para finales de 2024, para evitar que tenga un impacto negativo en los consumidores y el medio ambiente. Esto también eliminará el llamado efecto «lock-in» tecnológico, por el que un consumidor se vuelve dependiente de un solo fabricante.

Las etiquetas específicas informarán a los consumidores sobre las características de carga de los nuevos dispositivos, lo que les facilitará saber si sus cargadores actuales son compatibles. Los compradores también podrán elegir con conocimiento de causa si adquieren o no un nuevo dispositivo de carga con un nuevo producto.

Estas nuevas obligaciones conducirán a una mayor reutilización de los cargadores y ayudarán a los consumidores a ahorrar hasta 250 millones de euros al año en la compra de cargadores innecesarios. Los cargadores desechados y no utilizados representan unas 11 000 toneladas de residuos electrónicos al año en la UE.

Próximos pasos

El Consejo tendrá que aprobar formalmente la Directiva antes de publicarla en el Diario Oficial de la UE. Entrará en vigor 20 días después de su publicación. Los Estados miembros tendrán entonces 12 meses para trasponer las normas y 12 meses después de que termine el periodo de trasposición para aplicarlas. Las nuevas normas no se aplicarán a los productos comercializados antes de la fecha de aplicación.

Más información: Parlamento Europeo

Buscador

  • Categoría

  • Subcategoría

  • Etiqueta

  • Fecha